Persianas romanas: ¿Cómo elegir? ¿Cuáles son mejores?

Las persianas romanas se están poniendo cada vez más populares para la decoración de las ventanas. No sólo son elegantes, sino también prácticos. No es de extrañar que se utilicen no sólo en edificios residenciales sino también en hoteles y restaurantes. ¿Qué clase de persianas romanas vale la pena comprar?

Las mejores Persianas Romanas – modelos

¿Qué son las persianas romanas?

Las persianas romanas no son más que cortinas con un diseño especial. Se levantan como las persianas clásicas mediante un mecanismo controlado por una cuerda o cadena. A diferencia de las soluciones tradicionales, las persianas romanas deslizantes están dispuestas en pliegues horizontales, que forman pliegues paralelos. Este es un rasgo característico de estos modelos y se ve extremadamente elegante y efectivo, haciendo que las persianas romanas decoren bellamente el interior.

No es de extrañar que muchas personas se enfrenten a los siguientes dilemas:

  • cortinas o persianas romanas? Ambos brindan protección contra miradas indiscretas y rayos intensos, por lo que la variante que elija depende en gran medida de nuestras preferencias. Las persianas romanas son extremadamente elegantes y efectivas, por lo que deben usarse en interiores representativos, como la sala de estar o el comedor. Son perfectos para habitaciones modernas. También armonizan con el diseño clásico. Además, no reducen ópticamente el interior, como puede ser el caso de las cortinas tradicionales.
  • pliegues o persianas romanas? Ambas soluciones son extremadamente prácticas y proporcionan un excelente grado de protección contra los ojos externos. Las persianas romanas le darán más comodidad al interior. Por lo tanto, si nos importa un ambiente agradable en el interior, elíjalos.
  • ¿Cortinas o persianas romanas? Si no necesita un alto grado de protección contra los ojos de los vecinos, podemos optar por cortinas o persianas romanas semitransparentes. Todo depende de nuestras preferencias.

¿Son prácticas las persianas romanas?

Como se mencionó, las persianas romanas se están volviendo cada vez más populares. Sin embargo, muchas personas se niegan a comprarlos, por temor a que esto no sea práctico. No es necesario. Las persianas romanas protegen eficazmente contra las miradas indiscretas del exterior y los fuertes rayos del sol, y al mismo tiempo se ven extremadamente atractivas. Por lo tanto, son perfectos para interiores representativos como la sala de estar o el comedor.

También hay persianas romanas para la cocina en el mercado. Le dan elegancia interior y le permiten equilibrar adecuadamente la intensidad de la luz, que en el caso de una habitación donde pasamos mucho tiempo preparando comidas, es un tema extremadamente importante.

¿Qué persianas romanas debes elegir?

La oferta de mercado de las persianas romanas es extremadamente diversa. Al elegir soluciones óptimas, se debe prestar atención a una serie de factores, que incluyen:

1. Nivel de oscuridad

La oferta de mercado de las persianas romanas en términos de oscuridad es extremadamente diversa. Por lo tanto, no tendremos ninguna dificultad para ajustar las soluciones óptimas a nuestras necesidades y preferencias. Sin embargo, al elegir, recuerde que los modelos semitransparentes, aunque dejan entrar mucha luz, no nos protegen del sol abrasador, que puede ser particularmente desagradable en verano, cuando sus rayos son muy intensos.

Las persianas romanas oscuras ofrecen una mejor protección solar. Sin embargo, si los elegimos incorrectamente, harán que el interior se vea sombrío, lo que definitivamente queremos evitar. El grado de oscurecimiento está influenciado no solo por el color de la tela (los materiales claros dejan entrar un 30% más de luz que la oscuridad), sino también por su tipo y grosor. Las telas de algodón más gruesas protegen mejor contra el sol.

También hay persianas romanas en el mercado. Se utiliza material especial de apagón para su producción. Su rasgo característico es que retiene hasta el 95% de la luz, independientemente del color de la persiana. Esto le permite organizar libremente el interior.

También podemos elegir persianas romanas duo. Como su nombre indica, combinan dos funciones: cortina y apagón, lo que los hace extremadamente prácticos.

2. Método de montaje

La solución más popular es, sin duda, las persianas romanas con velcro. Se cuelgan de una tira especial montada sobre la ventana. Esta es una opción extremadamente práctica que permite un rápido desmontaje / montaje de la persiana según nuestras necesidades. Las persianas romanas en una barra de cortina también están disponibles en el mercado. Funcionan especialmente bien en interiores con muebles clásicos.

3. Mecanismo de desplegar las persianas.

Teniendo en cuenta este aspecto, podemos optar por persianas romanas equipadas con un mecanismo de cordón o cordón. El primero tiene un diseño simple. Por lo tanto, funciona bien con materiales ligeros y aireados. El segundo permite un posicionamiento más preciso de la persiana y permite un movimiento suave de telas aún más gruesas y pesadas. No es de extrañar que, a pesar del precio más alto, sea elegido voluntariamente.

Las persianas romanas también están disponibles en el mercado sin el mecanismo de elevación / descenso. Sin embargo, esta no es una solución práctica, porque la ventana debería estar cubierta en todo momento.

4. Funcionalidades utilizadas

Aunque parece que no hay nada complicado en la persiana romana, los fabricantes tienen mucho alcance en términos de las funcionalidades utilizadas. Gracias a ellos, el modelo es más práctico y conveniente de usar. Las opciones disponibles incluyen:

  • DETENER el mecanismo de frenado automático – le permite detener la persiana en cualquier posición,
  • cadena universal (cuerda), que se puede montar tanto en el lado izquierdo como en el derecho de la persiana,
  • tensor de cadena (cuerda) – gracias a ella la cadena o la cuerda no se enredan,
  • guía de tela – le permite sostener la tela con la ventana entreabierta, para que la persiana se vea hermosa.

¿Qué tamaño de persiana romana?

El tamaño es otra cuestión importante que debe tenerse en cuenta al elegir las persianas romanas. Como regla general, se supone que la persiana debe ser aproximadamente 3 centímetros más grande en cada lado que la abertura de la ventana. Luego proporciona un nivel adecuado de protección contra miradas indiscretas y se ve bien, agregando elegancia al interior.

Sin embargo, si no queremos que la persiana cubra todo el marco, podemos optar por variantes más pequeñas, diseñadas para fajas individuales. Es una solución práctica que le permite inclinar las ventanas cómodamente cuando baja la persiana. En este caso, la persiana romana debe ser ligeramente más pequeña que el marco de la ventana, gracias a lo cual el conjunto será funcional y elegante.

Hay muchas compañías en el mercado que ofrecen persianas romanas a medida. Esto nos permitirá elegir una solución ideal para las dimensiones de la ventana.

¿Qué tela para persianas romanas?

Al elegir las persianas romanas, vale la pena prestar atención al tipo de material del que fueron hechas. Podemos elegir tejidos sintéticos y naturales. El algodón y el lino funcionan mejor entre estos últimos.

Al elegir la tela óptima, asegúrese de que no sea demasiado rígida y pesada, ya que la persiana romana estará peor dispuesta. Esto afectará negativamente su apariencia. Por estas razones, se debe evitar la lana, el jacquard y la tapicería gruesa. La tabla contiene los tipos de materiales más populares utilizados para la producción de persianas romanas, junto con sus características.

Tipo de material: Algodón
Características

La persiana enrollable romana de algodón tiene una textura interesante y es agradable al tacto. En comparación con los materiales sintéticos, sin embargo, tiene una menor resistencia a la deformación. Además, puede reducirse a altas temperaturas. El algodón es ideal cuando se combina con un revestimiento de goma que protege la persiana romana de la decoloración del sol. Es una solución diseñada para personas que desean oscurecer completamente el interior después de bajar las persianas.

Tipo de material: Lino
Características: La persiana romana de lino tiene propiedades similares a las variantes de algodón. Es suave al tacto y se ve estéticamente. Desafortunadamente, su resistencia a la deformación es limitada.

Tipo de material: Poliéster
Características: Este es el material elegido con mayor frecuencia para la producción de persianas romanas. Los productos obtenidos de él no requieren tratamientos de cuidado complejos para mantener su apariencia impecable. Su ventaja también es que durante mucho tiempo no se desvanecen de la luz solar. La baja contracción del poliéster también vale la pena destacar. Gracias a esto, las persianas romanas conservan su forma durante toda su vida.

Tipo de material: Poliamida
Características: Es altamente resistente a la radiación UV y al lavado repetido, gracias a lo cual goza de un gran reconocimiento en el mercado. Tampoco se le puede negar una apariencia estética.

También hay persianas romanas de gasa en el mercado que dejan pasar mucha luz. Son amplias y luminosas, gracias a las cuales tienen un carácter muy decorativo. Son especialmente buenos en habitaciones representativas, como la sala de estar o el comedor.

Al elegir una persiana romana, vale la pena recordar que es raro que esté hecha de un solo material. Por lo general, es una mezcla de varios, por ejemplo poliéster, algodón y viscosa. Gracias a la combinación de diferentes telas, obtenemos persianas extremadamente prácticas y bellamente presentadas.

¿De qué color son las persianas romanas?

Al elegir las persianas romanas, lo que más importa es su combinación de colores. Debe coincidir con los colores dominantes en la habitación. De esta manera, crearemos un arreglo armonioso. Las persianas romanas grises son particularmente populares hoy en día debido a la dominación de los interiores modernos, donde el gris es a menudo el color principal. Los colores tenues también funcionarán en habitaciones decoradas en un estilo escandinavo e industrial.

Las persianas romanas con patrones también son interesantes. Las variantes con motivos florales serán adecuadas en interiores clásicos, rústicos y elegantes. Los patrones geométricos funcionarán donde prevalezca el minimalismo. Los motivos de cuentos de hadas también están disponibles en el mercado, que serán perfectos para la habitación de un niño pequeño. También podemos encontrar fácilmente telas con motivos navideños. Con su ayuda, podemos crear fácilmente un ambiente festivo en casa.

La variante de color que decidamos también depende del efecto de disposición que queremos lograr. Las persianas romanas brillantes no solo dejarán pasar más luz, sino que también aumentarán visualmente el espacio disponible. Por lo tanto, son perfectos para interiores pequeños. También vale la pena considerar sus propias preferencias.

Persianas romanas – precios

Este es otro factor que generalmente se tiene en cuenta al elegir las persianas romanas. Como regla, son más caros en comparación con las variantes clásicas, pero sus precios no son vertiginosos. Mucho depende del tamaño de la persiana, la forma en que se instala, el tipo de material utilizado o el mecanismo de plegado. Además, el precio aumenta si la persiana debe realizar una función de bloqueo y es producida por una empresa reconocida en el mercado.

Las persianas más baratas de día y noche montadas en una tira y equipadas con un mecanismo de encordado de plástico estarán disponibles a partir de 15 euros. Sin embargo, su calidad puede dejar mucho que desear. Por lo tanto, antes de comprar, veamos cuidadosamente el producto. También hay soluciones más caras y, por lo tanto, de mejor calidad en el mercado, cuyo precio supera los 50 euros.

¿Se lavan las persianas romanas?

Muchas personas evitan comprar persianas romanas por temor a una atención complicada. Mientras tanto, es muy simple. Es suficiente lavar las persianas romanas en la lavadora para recuperar su antiguo esplendor. Por supuesto, debe deshacerse del mecanismo de montaje y ajuste antes, lo que tampoco es complicado. Lo único que tenemos que hacer es desabrochar el velcro que sujeta la persiana a la tira de montaje y quitar los muntins. ¡Terminado!

En este caso, es importante elegir el programa de lavado adecuado. La opción a baja temperatura (30º) y sin girar funcionará mejor.

En resumen, la oferta de mercado de las persianas romanas es extremadamente diversa. Ciertamente encontraremos una solución que será práctica y al mismo tiempo adaptada al diseño interior y nuestras preferencias individuales. Al elegir la opción óptima, se deben tener en cuenta muchos factores, incluido el tamaño de la persiana, el tipo de material o la forma en que se instala. Analizando a su vez los aspectos individuales, definitivamente encontraremos el modelo perfecto.

ClockChain NFT ClockChain Collection