Soldador para electrónica: ¿cualquier soldador vale?

De los cinco tipos existentes de soldadores, solo dos no son adecuados para soldar productos electrónicos: transformador y gas. La desventaja de ambos es definitivamente una precisión demasiado baja. ¿Qué pasa con los otros tipos?

Los mejores soldadores para electrónica – ranking y precios


Hotair es un soldador especializado muy raro, que es bastante pesado y complicado, usa solo aire caliente como medio de calentamiento y básicamente se usa solo para conectar componentes SMD pequeños.

El soldador de resistencia (calentador) terminado con una punta de metal precisa, que trabaja rápidamente y transfiere calor de manera ordenada es la herramienta más universal en manos de la electrónica. No carece de defectos, pero cumple con todos los requisitos mínimos. Pesa poco, es barato y permite soldar sin el riesgo de un calentamiento excesivo de los elementos próximos a las partes a unir.

La estación de soldadura se trata como un tipo de dispositivo separado, aunque el elemento de trabajo es un soldador de resistencia. Sin embargo, la diferencia es que las estaciones de soldadura utilizan sistemas avanzados de control de temperatura, lo que le permite minimizar el riesgo de quemar algún elemento. El posicionamiento de la estación de soldadura requiere un poco más de espacio, pero todo sigue siendo bastante móvil.

Dado que Hotair no es un tipo fácilmente disponible, y las estaciones usan planchas de soldadura por resistencia, la comparación siempre se realiza de acuerdo con el esquema para este último tipo.

Buen soldador para electrónica: criterios de selección

El pequeño soldador electrónico debe ser preciso. Por lo tanto, los modelos con puntas perfectamente acabadas deben seleccionarse con un pasador transparente. Esto permitirá la máxima distribución de calor alrededor de los elementos soldados.

¿Cuánto vatios debe tener el soldador electrónico? No hay una respuesta única aquí. Todo porque la selección del poder correcto también depende del estilo de trabajo. La potencia del soldador para la electrónica afectará el nivel de seguridad de las operaciones de soldadura. Un soldador de baja potencia se calienta a temperaturas más bajas, por lo que no calienta el aire en un radio tan grande como un soldador más potente. Desafortunadamente, esto también puede significar la necesidad de un funcionamiento más prolongado con los propios componentes electrónicos, lo que no está exento de impacto en su falla. Aquí, siempre vale la pena analizar la situación y elegir el estilo de trabajo para el soldador y el tipo de soldadura utilizada.

Soldador electrónico: ¿de qué tamaño? Es importante poder manipular convenientemente la herramienta también en lugares de difícil acceso. El tamaño del soldador está limitado por el tamaño de sus componentes y por debajo de cierto umbral es difícil bajar, de ahí la necesidad de evaluar la ergonomía del mango. Debe poder atrapar convenientemente el soldador, mientras que el cable de alimentación no debe perturbar su trabajo.

Soldador electrónico – precios y marcas

El precio de un soldador para electrónica no es alto. Incluso los modelos más baratos por 10-12 euros producidos por marcas desconocidas funcionan bien. El problema puede surgir cuando el soldador no mantiene más o menos una temperatura constante alrededor de la punta. Además, la única desventaja de los modelos más baratos es su baja durabilidad, que, afortunadamente, generalmente no se traduce en seguridad para soldar, sino solo por el tiempo necesario para terminar la tarea.

Por lo tanto, la regla general es la misma que para otras herramientas eléctricas: el punto de partida debe ser determinar los requisitos, sobre esta base, elegir los parámetros del dispositivo y observar los precios y las marcas solo en el grupo de esos dispositivos que cumplen con todos los criterios especificados. Revertir el pedido e insistir en una marca o eliminar algunas sin ninguna razón solo puede conducir a la elección de un equipo inferior. Debe recordarse que el hecho de que cualquier soldador para electrónica no signifique que trabajar con cada uno será igualmente fácil y confiable: se trata del diseño en sí mismo o del «plan mínimo», pero de si un modelo en particular será perfecto en un caso dado, Este es un asunto más complejo.